Arba amplía plazo para pagar impuestos Inmobiliario Urbano, Automotores y planes de pagos

La extensión es por 60 días, anunció el director de ese organismo, Cristian Girard. Los contribuyentes podrán pagar hasta el 10 de agosto

La Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires (ARBA) extendió el plazo para abonar en término los impuestos Inmobiliario, Automotores y las cuotas de los planes de pagos cuyo vencimiento operaba en el mes de junio, anunció este jueves el director ejecutivo de ese organismo, Cristian Girard.
En declaraciones a radio Provincia, Girard afirmó: “Decidimos extender por 60 días el plazo para abonar en término la tercera cuota del Impuesto Inmobiliario Urbano, en sus plantas edificadas y baldía, que vencía en el día de hoy”. Por consiguiente, los contribuyentes podrán pagar en término ese tributo hasta el 10 de agosto próximo.
El titular de ARBA aseguró que el beneficio incluye también al Impuesto a los Automotores al plantear que “la reprogramación alcanza a la segunda cuota cuyo vencimiento estaba previsto para el lunes 15 de junio. Ahora, podrán abonarse hasta el 14 de agosto y acceder a bonificaciones de hasta 20% por pago en término”.
El funcionario subrayó que las medidas están alineadas con la voluntad del gobernador Axel Kicillof de “acompañar el esfuerzo y compromiso que muestran todos los días las y los bonaerenses al enfrentar las dificultades de la pandemia” de coronavirus.
Luego sostuvo que estos beneficios “contemplan la situación de aquellos contribuyentes que tuvieron dificultades para generar ingresos en este tiempo de aislamiento, y les permite pagar sin intereses y con descuento”.
Asimismo, Girard explicó que “ARBA también amplió por dos meses el plazo para cumplir con las cuotas y anticipos de planes de pago, pasando del 10 de junio al 10 de agosto”, y añadió que la medida “abarca tanto a las pymes como al resto de los contribuyentes adheridos a programas de regularización”.
Girard destacó la importancia de que “quienes puedan pagar lo sigan haciendo en las fechas previstas originalmente, como viene ocurriendo mayoritariamente”, y remarcó que “la Provincia necesita recursos para atender la demanda sanitaria en este difícil momento que enfrentamos”.
Según explicó, la Provincia recaudó unos $7.500 millones menos de los esperado en mayo producto de la situación que provocó la Covid-19, lo que representa una caída del 25% respecto de lo que se esperaba recaudar en ese mes.
El director de ARBA señaló que “la pandemia afecta fuertemente la capacidad de recaudar”, aunque “si bien fue malo, el mes de mayo fue mejor que el anterior y esperamos que junio mejore”, debido a la apertura de algunas actividades que influyen, sobre todo, en la recaudación del impuesto a los Ingresos Brutos. (DIB) MCH

A %d blogueros les gusta esto: