Comedores comunitarios reclaman por falta de apoyo municipal


Distintos comedores y merenderos sociales que han proliferado en las barriadas periféricas de Chascomús, presentaron un petitorio en la mañana de hoy en la Municipalidad, reclamando asistencia y apoyo del estado comunal. Heber López, Elio Cámara y Alejandro Lobos fueron entrevistados en FM VOLVER 95.3, durante el programa “La Primera Mañana”. Allí, señalaron que “… estamos desgraciadamente recibiendo cada vez mayor demanda de gente que directamente tiene hambre. Muchos piensan que esto no pasa en Chascomús, pero yo los invito a que recorran los lugares más humildes y se van a sorprender”, dijo López.

Cámara, López y Lobos plantearon que aguardarán diez días una respuesta de las autoridades municipales; el petitorio lo presentaron en la secretaría de Desarrollo Social a cargo de Fernanda Sallenave: “el intendente pienso que va a entender que nadie pide una chapa o un colchón o una frazada porque la quiera vender, si lo hace es porque realmente lo necesita”, agregó López, quien es parte del sostenimiento de un comedor en el barrio Gallo Blanco sobre calle Las Flores: “en realidad lo que nosotros hacemos es entregar las viandas de comida durante tres días a la semana, porque no contamos con un espacio físico. Cada día tenemos más pedidos”. A su turno, Elio Cámara explicó que “… en mi caso con mi familia sostenemos en calle Juárez en el barrio Escribano un merendero, que funciona los sábados por la tarde. Vienen en promedio unos cuarenta y cinco a cincuenta chicos. La mayoría del barrio San Luis. Los chicos toman la leche con galletitas, y estamos recibiendo y reparando también mucha ropa porque hay una gran necesidad. Al principio venían sólo los chicos, pero ahora cada vez es más común que las mamás se queden a merendar, porque ellas también tienen hambre”. Alejandro Lobos señaló que “… en mi caso me toca un poco la tarea de coordinar todas las donaciones que vamos recibiendo, y estoy en contacto con los comedores. Acá hay situaciones tremendas, hay gente, familias enteras con nenes y ancianos, que duermen en camas que ni colchón tienen, con chapas rotas que gotean la helada sobre el cuerpo de los nenes que ni zapatillas tienen. Eso pasa a pocas cuadras de acá donde estamos conversando”. A su turno, Heber López indicó que “… el que crezcan los comedores y los merenderos es consecuencia directa de una política económica que es desastrosa, que impacta en los sectores más vulnerables. Son políticas nacionales que tienen su correlato en Chascomús. Hace dos años Texes tenía ciento cuarenta empleados, hoy son cinco. Eso es desocupación”. Los tres vecinos señalaron que la presentación del petitorio, que incluye pedido de frazadas, chapas, alimentos y sobre todo trabajo genuino, motivará una espera razonable “de diez días” por una respuesta. Manifestaron que los comedores y merenderos se sostienen por el aporte solidario y voluntario de comercios, organizaciones y vecinos que suman desde alimentos, leche y otros aspectos “… para paliar una crisis que es palpable. Los que nos escuchan y las autoridades tienen que entender que hay otro Chascomús, que no todo es la laguna y estas cuadras del centro. Tenemos una realidad de hambre, pobreza, marginalidad y chicos golpeados por la droga. Eso pasa en nuestros barrios, no es una película del conurbano”.

Diario El Fuerte chascomus

Se el primero en comentar esta noticia

Deja un Comentario

su mail no sera publicado.


*