Comienza a implementarse el régimen simplificado de Ingresos Brutos

El nuevo sistema permitirá pagar en una misma cuota mensual unificada el Monotributo e Ingresos Brutos. Además, quienes adhieran sumarán otros beneficios, ya que no se les aplicarán más retenciones y percepciones y, al mismo tiempo, dejarán de presentar declaraciones juradas en la Provincia.

La Agencia de Recaudación de la provincia de Buenos Aires (ARBA) abrió este jueves la posibilidad de adherir, en forma voluntaria, al nuevo régimen simplificado de Ingresos Brutos, que facilitará el cumplimiento tributario y dará beneficios a más de un millón de monotributistas que ejercen su actividad en jurisdicción bonaerense.

Cristian Girard, director de ARBA, explicó que el nuevo sistema “permitirá pagar en una misma cuota mensual unificada el Monotributo e Ingresos Brutos. Además, quienes adhieran sumarán otros beneficios, ya que no se les aplicarán más retenciones y percepciones y, al mismo tiempo, dejarán de presentar declaraciones juradas en la Provincia”.

“Esta implementación del régimen simplificado va en línea, y es consecuencia directa, de todas las medidas que tomamos desde que asumimos en ARBA para dar un giro completo en el modo en que la provincia de Buenos Aires recauda”, aseguró Girard.

Recordó, en ese sentido, que “desde el gobierno de (Axel) Kicillof impulsamos leyes más progresivas que eliminaron los beneficios a los más ricos que había otorgado la gestión de (María Eugenia) Vidal».

«A la vez, pusimos en marcha medidas que quitaron presión a los sectores de ingresos bajos, pymes, comercios y clase media. Y profundizamos como nunca antes la fiscalización sobre los sectores más concentrados y de alta riqueza, para que cumplan con sus impuestos”, dijo en un comunicado.

Según la normativa que se publicó este jueves en el Boletín Oficial, las y los monotributistas que se sumen al nuevo sistema dejarán de pagar anticipos de Ingresos Brutos, dado que quedarán definitivamente afuera de los regímenes de retenciones y percepciones.

Tampoco deberán presentar declaraciones juradas ante ARBA, y tendrán la ventaja de pagar en una sola cuota fija mensual tanto lo correspondiente al Monotributo como a Ingresos Brutos. El importe de esa cuota unificada dependerá de la categoría de Monotributo de cada contribuyente.

Además de voluntario, el régimen implementado por la Provincia se caracteriza por ser flexible, dado que quienes adhieran tendrán la posibilidad de salir y volver al sistema anterior si estiman que es de su preferencia.

La primera etapa de adhesión se extenderá hasta el 31 de octubre próximo

La primera etapa de adhesión se extenderá hasta el 31 de octubre próximo

La primera etapa de adhesión se extenderá hasta el 31 de octubre próximo y, para formalizar su solicitud de ingreso, las y los monotributistas deberán acceder por internet a una aplicación disponible a tal efecto en arba.gob.ar. Luego de ese período, la Agencia de Recaudación definirá de qué manera continuará el proceso de migración al nuevo esquema.

Girard destacó que “la simplificación agilizará el cumplimiento tributario, reducirá trámites y quitará carga administrativa, beneficiando a quienes adhieran. A la vez, generará una mejora en la cobrabilidad impositiva para la Provincia. Se trata de una reforma fiscal en nuestra principal fuente de financiamiento, que es Ingresos Brutos”.

El régimen simplificado alcanza a monotributistas que sean contribuyentes locales, es decir con actividad económica únicamente dentro del territorio bonaerense, por ende, no se extiende a quienes tributen en el marco del Convenio Multilateral (ya que poseen actividad en más de una jurisdicción).

Recientemente, en el marco del programa de recuperación productiva y asistencia tributaria por la pandemia, ARBA favoreció a monotributistas bonaerenses con una eliminación de retenciones y percepciones de Ingresos Brutos entre los meses de julio y noviembre de este año.

Dado que la exclusión de los regímenes de recaudación es una de las ventajas del nuevo esquema de tributación, quienes adhieran al régimen simplificado de Ingresos Brutos podrán mantener ese beneficio de forma definitiva.

De ese modo, por ejemplo, ya no se les aplicarán retenciones sobre movimientos en cuentas bancarias u operaciones con tarjetas de crédito, así como tampoco percepciones cuando realicen una compra a sus proveedores, evitando la acumulación de saldos a favor con el fisco.

(Fuente: Télam)

A %d blogueros les gusta esto: