El Gobierno define el decreto para las nuevas restricciones­

El presidente Alberto Fernández, el jefe de Gabinete Santiago Cafiero, la secretaria Legal y Técnica Vilma Ibarra y representantes del Ministerio del Interior se reunieron en la Casa Rosada para definir cuáles serán las medidas a aplicar frente a la posible llegada de una segunda ola de coronavirus.­

Según trascendió, durante el encuentro se analizó las posibles restricciones a los vuelos desde y hacia el exterior, cierre de fronteras con países limítrofes como por ejemplo Brasil, y controles más férreos al transporte terrestre.­

Fuentes gubernamentales confiaron que el Presidente le pidió a los mandatarios precisiones sobre cómo controlarán las «fronteras porosas», por dónde pasan turistas o trabajadores sin chequeo ni registro alguno.­

Asimismo, tras la reunión, desde la Casa Rosada también precisaron que «se está terminando de pulir» lo que será presentación oficial de las nuevas medidas, que pueden llegar a tener el formato de Decreto de Necesidad y Urgencia (DNU) o resolución. En ese marco, detallaron que las medidas se darían a conocer en «las próximas horas» dado que el Ejecutivo nacional continúa analizando los últimos detalles.­

El objetivo del Gobierno es «reforzar con fuerzas de seguridad las fronteras para evitar el tránsito no habilitado», poner «especial atención por la situación epidemiológica en las fronteras con Brasil, Paraguay y Bolivia» y «reducir al mínimo» los vuelos a esos países

La estrategia del Gobierno apunta a «insistir en la recomendación» a los argentinos y residentes de no salir al exterior.­

Fuentes oficiales afirmaron que las nuevas medidas implicarían «mayores controles» en los pasos fronterizos informales, «reducir al mínimo» los vuelos al exterior, y realizar un «minucioso seguimiento de los argentinos que regresan al país».­

Dentro de las nuevas restricciones que analiza el Ejecutivo para desalentar los viajes al exterior se incluyen el deber de cada pasajero de «pagarse su test de PCR y su alojamiento de confinación de modo obligatorio».­

En esa línea, reconocieron que en el Ejecutivo nacional hay «preocupación por los argentinos que, aún ante el contexto regional de aumentos de casos y la aparición de nuevas cepas, todavía analizan viajar al exterior»

La ministra de Salud Carla Vizzotti es partidaria de aplicar las medidas más restrictivas posibles para intentar aplacar las consecuencias de una segunda ola de coronavirus en el país. Algunas de las medidas que rigen actualmente por la pandemia son el cierre de fronteras, el pedido de PCR de hasta 72 horas previo al embarque y el impedimento del ingreso de extranjeros. Además cada pasajero debe firmar una declaración jurada a la salida del país, con la obligación de cumplir con diez días de cuarentena al arribo a la Argentina desde el test de PCR.­(Fuente: La Prensa)

()

 

A %d blogueros les gusta esto: