Un Intendente optimista: Gastón consideró que desde los años cincuenta no se hacen trabajos para mejorar el servicio de agua corriente

El Intendente Municipal recorrió esta mañana las obras de la Cisterna y la Macromalla, enmarcadas en el Plan Integral de Agua Potable, las cuales siguen avanzando y en el caso de esta última ya permite ver resultados positivos en numerosos barrios.
“En estas obras, sumadas a los dos nuevos pozos de agua, invertimos más de $90 millones para poder garantizar y mejorar el servicio, calidad y distribución de agua potable en nuestra ciudad. Una vez finalizadas transformarán la vida diaria de los vecinos que durante muchos años tuvieron inconvenientes con el servicio.
En esta gran apuesta que realizamos, contemplamos el enorme crecimiento que está atravesando la ciudad en la actualidad, por lo que se tomaron los recaudos necesarios para que en el futuro el servicio de desarrolle de la forma correcta”, expresó Javier Gastón.
Acompañado por el Secretario de Obras Públicas, Alejandro Arias, Javier Gastón observó las tareas de conexión que se realizan en la Macromalla II en las calles Avenida Escribano y Belgrano, que posteriormente efectuará el empalme correspondiente con las etapas I y III, las cuales optimizarán el sistema integral de provisión de agua potable.
Minutos más tarde el Intendente se acercó a recorrer los trabajos de hormigonado que se continúan desarrollando en la Cisterna, la cual quintuplicará la capacidad de almacenamiento de agua. Se trata del hormigonado de H8 constituyendo, de esta manera, una pendiente por donde circulará el agua dentro de la cisterna.
Cabe destacar que la construcción de esta cisterna es una de las obras de hormigonado más importante que se lleva a cabo en toda la provincia.

Se el primero en comentar esta noticia

Deja un Comentario

su mail no sera publicado.


*


Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: