La Corte rechazó un pedido para revisar el fallo que anuló las excarcelaciones por el coronavirus

El tribunal bonaerense no hizo lugar a un pedido del Defensor de Casación, quien ahora irá en queja a la Corte nacional para que revise la sentencia

El máximo tribunal de la provincia rechazó un recurso extraordinario del Defensor de Casación bonaerense, Mario Coriolano, quien había presentado un recurso extraordinario federal para que el último fallo que revocaba el régimen de excarcelaciones fuera revisado por la Corte nacional.

Coriolano señaló a DIB que en los próximos días presentará un Recurso de Queja ante la Corte Suprema de Justicia de la Nación, la última posibilidad antes de que el caso quede definitivamente firme.

El fallo de la Corte anuló un hábeas corpus colectivo que impulsó los pedidos de libertad y arrestos domiciliarios de cientos de presos en la provincia, al dar lugar a un recurso presentado por el fiscal ante la Cámara de Casación Penal, Carlos Altuve. 

Además, indicó que cada pedido deberá ser evaluado por el juez pertinente, quien deberá revisar los antecedentes del detenido y tener en consideración la posición de las víctimas. Además, estableció una serie de medidas orientadoras para el tratamiento de los casos con personas con riesgo por el coronavirus y exigió a la Provincia una serie de medidas para mejorar las condiciones en los lugares de encierro.

La medida de la Corte revocó un fallo del juez de Casación Víctor Violini, quien había autorizado la salida de cientos de presos de las cárceles por considerarlos población en condiciones de riesgo por el coronavirus, como los adultos mayores de 65 años, detenidos con enfermedades preexistentes o mujeres embarazadas. 

La polémica se desató con la salida de algunos detenidos que estaban acusados por delitos graves, como las violaciones. El hecho más llamativo fue el de Pedro Olmos, quien había sido detenido tras estar cinco meses prófugo, acusado de violar a una vecina de 13 años. Tras recibir el beneficio, el hombre de 69 años fue a cumplir prisión domiciliaria a su vivienda, ubicada a metros de la casa de la víctima. (DIB)

A %d blogueros les gusta esto: