La otra cara de la discriminación: estos vecinos están orgullosos de que un médico viva en su edificio

Es un médico chascomunense
Escribieron un cartel y lo pegaron en el ascensor para Patricio Acosta, especialista en enfermedades respiratorias

En los últimos días se conoció la otra cara de los aplausos para los médicos, enfermeras e infectólogos que le ponen el cuerpo a la lucha contra el coronavirus: vecinos que insultaban o buscaban echar de los edificios donde vivían a los profesionales de la salud. Bajo el argumento de «nos pueden contagiar», la discriminación se hacía presente.
Sin embargo, en Barrio Norte se vive una historia completamente opuesta, porque los vecinos agradecen y se muestran orgullosos de que el Dr. Patricio Acosta, chascomunense y ex estudiante de la Escuela Normal, viva en el mismo edificio que ellos. Y con un cartel con un corazón enorme se lo hicieron saber.
Acosta tiene 39 años, es investigador del CONICET especialista en virus respiratorios y también trabaja en el hospital de niños Ricardo Gutiérrez. Vive con su esposa y su hijo de dos años. «Subí al ascensor y me encontré con el cartel. Esta es la contracara de los mensajes discriminatorios que se conocieron días atrás. Dos o tres personas no pueden opacar el trabajo de tanta gente», reflexionó el médico en diálogo con TN y La Gente.
El cartel no deja lugar a dudas: «En este edificio estamos más que orgullosos de tener de vecino al doctor Patricio Acosta, especialista en virus respiratorios del hospital de niños Ricardo Gutiérrez. ¡Gracias por cuidar de la salud de los más pequeños! ¡Tus vecinos!».
El médico decidió compartir su historia en TN y La Gente porque es la contracara de lo que se vive en algunos lugares. «Los escraches fueron casos aislados. Por eso es importante dar a conocer que la mayoría de la gente nos apoya», subrayó.
Acosta también tuvo una participación muy activa en el Hospital Garrahan con la pandemia de la gripe H1N1 que afectó a nuestro país en 2009. «Estoy acostumbrado a manipular virus respiratorios por eso sé qué medidas de prevención hay que tomar. Mi esposa está entrenada, así que entre los dos tomamos todos los recaudos», destacó.
Para el doctor lo más importante es el lavado de manos. Además contó que observa mucho a la gente que camina por la calle con barbijos y guantes y descubre que hacen todo mal. «El otro día una señora tenía puesto un barbijo y un sólo guante en una de sus manos. Sacó la billetera con la mano que tenía el guante, pero la pasó a la otra que no lo tenía y además se tocó el barbijo. Hizo todo lo que no está recomendado», explicó.
Con respecto a la cuarentena total se mostró a favor de la medida. «Es imposible pararse frente al virus y detenerlo y pensar que nadie se va a infectar. Esto da tiempo para acondicionar los hospitales», sostuvo. (Fuente TN – Por Marcela Davin)

A %d blogueros les gusta esto: