Lorenzetti pidió “mano firme” y que no se garantice “la impunidad de los delincuentes”

El juez de la Corte Suprema de Justicia nacional se metió en el debate sobre «mano dura o mano blanda» ante una serie de crímenes.

El juez de la Corte Suprema de Justicia, Ricardo Lorenzetti, calificó como “una tragedia” el asesinato de Lucas González, el joven futbolista que fue baleado por la policía en Barracas, al tiempo que pidió dejar de lado el debate sobre la mano dura y reclamó “mano firme”.

Al referirse al debate sobre “mano dura o mano blanda”, que ante una serie de crímenes que repercuten en los medios se vuelve a instalar en la sociedad, Lorenzetti lanzó: “¿Hace cuánto se discute eso? Hace 30 años. Tiene que haber una mano firme y no garantizar la impunidad de los delincuentes”.

“Esto requiere un diálogo de poderes, no de izquierda, derecha, de un lado o el otro. Tiene que haber una profesionalización de la policía, un control del accionar policial, una interacción de los jueces en el tema, un control ciudadano, controlar que no se repita, porque cuando uno hace memoria ve que se repite”, señaló al canal LN+.

En tanto, sobre el caso de gatillo fácil que terminó con la vida de Lucas, el ministro de la Corte expresó: “Desde el punto de vista humano, uno siente que es una tragedia y mucha indignación. Es inexplicable. Estas personas, las víctimas, las familias, tienen derecho a una actuación rápida, clara, pública y controlada”.

En ese sentido, dijo que “el juez tiene que hacer los máximos esfuerzos para aclarar la situación y que no haya ninguna duda”. Y añadió: “Hay que pensar hasta cuándo vamos a tolerar estas cosas, porque no es la primera vez que sucede”. (DIB) FD

A %d blogueros les gusta esto: