Los precios de la carne quedarán congelados durante el fin de semana largo

Así lo acordaron el Gobierno nacional y la Asociación Supermercados Unidos tras el aumento de la hacienda en la última semana.

El Gobierno nacional y la Asociación Supermercados Unidos (ASU) alcanzaron un acuerdo por el cual se congelará el precio de la carne vacuna durante el fin de semana largo, tras los aumentos en el precio de la hacienda de esta semana.

Así lo confirmaron fuentes oficiales y de la cámara empresaria, tras los aumentos registrados de la hacienda de consumo del 20% en promedio, que se registraron en los últimos días.

De esta manera, las cadenas de supermercados Coto, Changomás, Cencosud (Jumbo, Disco y Vea) Carrefour, La Anónima y Día%, acordaron con autoridades nacionales no aumentar los precios hasta el lunes inclusive.

Asimismo, fuentes oficiales indicaron que “la próxima semana continuarán las conversaciones con el objetivo de arribar a una solución consensuada que garantice la estabilidad del precio de las carnes, evitando así sobresaltos que afecten a los consumidores en el último tramo del año”.

La marcada suba de los precios en el mercado de Liniers preocupó al Gobierno nacional en base al impacto en los valores que deberá pagar el consumidor.

Es por eso que ayer el ministro de Economía, Martín Guzmán, mantuvo un encuentro con sus pares de Desarrollo Productivo, Matías Kulfas; de Agricultura, Ganadería y Pesca, Julián Domínguez; y con el secretario de Comercio Interior, Roberto Feletti, en el que se analizó y se trabajó sobre la dinámica de los precios de las carnes para “garantizar su estabilidad”.

La cuestión cobra importancia debido a que en los que va de noviembre se verificó un alza de 20% promedio en el valor de las categorías de consumo en el mercado de Liniers.

Por ejemplo, el precio promedio de los novillos pasó de $ 186,87 el kilo el 2 de noviembre a $ 220,21 al cierre de hoy, mientras que los novillitos, por su parte, pasaron de $ 198,89 a $ 234,26 el kilo en pie y las vaquillonas de $ 190,76 a $ 224,80.

Así, días atrás indicaron desde la Cámara Argentina de Matarifes y Abastecedores (Camya) señalaron que en este período hubo un incremento promedio de 50 pesos el kilo vivo en el mercado concentrador.

“Hoy un carnicero va a recibir una media res de 500 pesos el kilo promedio y el carnicero tiene que vender la milanesa, la pulpa, a 1.000 pesos el kilo. Eso ya empezó”, acotaron desde la cámara. (DIB) ACR

A %d blogueros les gusta esto: