Muerte en el bar: imputaron al dueño, el encargado y la mesera de “Zar”

La Justicia los considera responsables del fallecimiento de Lucía Costa, de 19 años. Familiares y amigos realizaron una “sentada” frente al local y convocan a una marcha.

La Justicia imputó al dueño, el encargado y una mesera del bar “Zar” por la muerte de Lucía Costa, quien falleció a raíz de las quemaduras sufridas luego de que estallara un calentador a base de alcohol que había en las mesas del local.

La decisión fue tomada por la Fiscalía 4 de San Martín, que investiga la muerte de la joven. La imputación recayó sobre el dueño y el encargado del local, así como también sobre la mesera que manipuló imprudentemente el artefacto, provocando la muerte de Lucía y heridas de gravedad en otros tres jóvenes.

El hecho ocurrió el viernes último en el local “Zar Burgers” de San Miguel, cuando una mesera fue a encender un calentador a base de alcohol con un bidón de 5 litros, sin advertir que el artefacto tenía una llama, por lo que rápidamente todo el líquido tomó fuego y salpicó a los jóvenes que estaban alrededor de la mesa.

Lucía murió horas después a raíz de las graves heridas sufridas, mientras que otros ocho jóvenes resultaron heridos, tres de ellos de gravedad.

Este mediodía, Lorena -la madre de Lucía- encabezó una “sentada” frente al bar para exigir Justicia por la muerte de su hija. La mujer denunció que a la joven “la dejaron morir en carne viva y nadie hizo nada”, y manifestó que necesita “justicia por Lucía y por todos los otros chicos; estamos todos juntos”.

También aseveró que “nadie se comunicó con ella”, y relató que los amigos la intentaron ayudar y “los sacaron del lugar”, sin permitirles darle asistencia. “Hubo abandono de persona, alguien tendría que haber hecho algo. En los videos se notan todas las negligencias que tuvo el lugar”, añadió.

Por último, Lorena dijo que su hija “era hermosa, hay un video donde muestran que ella está en la iglesia, daba apoyo escolar a los chicos de la iglesia, a los comedores, se iban a misionar. Ella quería ayudar”.

La familia y los amigos de Lucía convocaron a una marcha para este miércoles en la Plaza San Martín de San Miguel, donde exigirán por el castigo a los responsables del episodio. (DIB)

A %d blogueros les gusta esto: