Para la UTE, la vuelta a clases en la Ciudad «es una puesta en escena»

Así lo señaló la titular de la Unión de Trabajadores de la Educación al referirse al plan gradual para el regreso de los chicos a las escuelas anunciado por el Gobierno porteño, y remarcó la negativa del sector docente a participar hasta tanto no estén dadas «las condiciones sanitarias».

La secretaria general de la Unión de Trabajadores de la Educación (UTE), Angélica Graciano, consideró hoy que el plan gradual de actividades de acompañamiento educativo para el regreso de los chicos a las escuelas anunciado por el Gobierno de la ciudad de Buenos Aires representa una «puesta en escena que no resuelve los problemas estructurales de fondo».

«Todo continúa como estamos. Estas puestas en escena no han resuelto los problemas estructurales», indicó Graciano en declaraciones formuladas esta mañana a la radio online FutuRörock.

Ayer, el Gobierno porteño informó que el martes próximo iniciará un plan gradual de «actividades de acompañamiento educativo» en los patios de las escuelas para los alumnos de la Ciudad que cursen el último año de la primaria y de la secundaria, tras la decisión del Consejo Federal de Educación para un regreso gradual a las clases.

Según indicaron fuentes porteñas, la medida se implementará en tres etapas para los alumnos de las escuelas públicas que estén en séptimo grado, quinto año del nivel medio y sexto de las técnicas de la Ciudad de Buenos Aires, aunque su participación no será obligatoria.

En ese marco, Graciano advirtió hoy que «no se sabe quiénes estarán con los chicos» y remarcó la negativa del sector docente a participar hasta tanto no estén dadas «las condiciones sanitarias».

«No sé si son docentes, si pertenecen al Ministerio de Educación, no sé quiénes son los que estarían con los chicos», advirtió la referente gremial tras señalar que «no hubo reuniones» para debatir esta cuestión: «No es que no nos invitaron; directamente no hay», dijo.

«Sacar pibes de la casa para ponerlos en un polideportivo al sol, sacarles la foto, mostrarles la computadora, que no se la lleven, y no tengan clases, a mí me da vergüenza»

Por otra parte, consideró que «sacar pibes de la casa para ponerlos en un polideportivo al sol, sacarles la foto, mostrarles la computadora, que no se la lleven, y no tengan clases, a mí me da vergüenza».

En este sentido, pidió a las autoridades porteñas encabezadas por el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta, que «dejen de hacer tanta sobreactuación y garanticen los derechos» al referirse a que en el mes de mayo pasado «la Justicia ordenó a la Ciudad entregar computadoras y la Ciudad le hizo ‘pito catalán’ al juez».

«En promedio en el país, un 50% (de los chicos) tienen computadoras, un 26 accede por celulares, radio o tv, y una porción trabaja con los materiales que entrega la escuela en papel», dijo y consideró que es «fundamental que se cumpla el fallo judicial».

«Primero hay que entregar las computadoras y dar conectividad y después dar apoyo», citó la secretaria de UTE en términos de prioridades, al tiempo que descartó que la iniciativa anunciada ayer busque saldar una «desvinculación» de los estudiantes con los maestros.

«Primero hay que entregar las computadoras y dar conectividad y después dar apoyo»

«No es una desvinculación porque no hay un vinculo roto con la Escuela», dijo y explicó que «hubo algunos problemas para conectarse» por la falta de notebooks.

Agregó que entonces los estudiantes «se conectaban desde el celular o cada 15 días en los operativos de comida», los que «nunca faltaron» gracias al trabajo «desarrollado por los maestros». (Fuente: Télam)

A %d blogueros les gusta esto: