Sigue el conflicto en Vaca Muerta: los cortes de ruta forzarán a importar USD 190 millones adicionales de gas

Las protestas en la provincia de Neuquén comenzaron el 7 de abril e impiden la puesta en producción de nuevos pozos que permiten abastecer las necesidades de energía del invierno

Luego del 15 días de cortes y bloqueos de rutas en la provincia de Neuquén, la producción de las empresas que operan en Vaca Muerta es cada vez más complicada: sin poder recibir insumos (como gasoil) ya hay 25 equipos de perforación y 6 de fractura paralizados, lo que retrasa el desarrollo de nuevos pozos.

Las pérdidas para las empresas —que tienen equipos contratados que no pueden usar— se estiman en más de USD 27 millones desde que comenzó el conflicto pero, además, la menor producción de gas obligará al Estado a importar con urgencia más combustibles líquidos (gasoil y fuel oil) o GNL (Gas Natural Licuado) a través de los barcos regasificadores. Esto implica un costo aproximado adicional para la balanza comercial argentina de USD 190 millones, según estimaron desde la Cámara de Exploración y Producción de Hidrocarburos (CEPH).

La cámara de empresas petroleras solicitó la intervención de las autoridades provinciales y federales frente a los bloqueos

La cámara solicitó la intervención de las autoridades provinciales y federales frente a los bloqueos que comenzaron el pasado 7 de abril en Neuquén luego de que grupos internos de la rama salud de la Asociación de Trabajadores de la Salud (ATE) desconocieron un acuerdo salarial con el Gobierno provincial. Los Trabajadores Autoconvocados de la Salud rechazaron una oferta realizada por el gobernador Omar Gutiérrez, de un bono de $30.000, que luego fue elevado a $40.000. Mientras la provincia ofrece un bono extra a pagarse en tres cuotas, los trabajadores piden un aumento salarial del 40 por ciento.

Los cortes en las rutas afectan de forma directa a la mayoría de las operaciones en yacimientos de Vaca Muerta, especialmente para las dos principales productoras de gas YPF y Tecpetrol, del Grupo Techint, que no puede acceder a sus áreas de Fortín de Piedra y Los Bastos con personal de relevo de operación ni insumos. Hoy no puede fracturar ni perforar nuevos pozos y tiene tres equipos parados.

Los cortes se extienden por varias rutas de la provincia Los cortes se extienden por varias rutas de la provincia

“La disponibilidad de recursos y víveres para continuar las operaciones, incluyendo alimentos, agua potable y gasoil, está siendo directamente afectada por los cortes. Y, más grave aún, las dotaciones mínimas para mantener la producción y la seguridad de las operaciones no pueden ser relevadas al final de cada rotación”, señalaron las empresas que integran la CEPH. Por lo tanto, se verán obligadas a disminuir la cantidad de personal en sus operaciones.

Las compañías ya advirtieron que tendrán dificultades para abastecer las necesidades de gas y petróleo de hogares e industrias del país durante el próximo invierno, porque no podrán cumplir con los compromisos previstos en el Plan de Promoción de la Producción del Gas Natural Argentino.

La producción perdida por estos retrasos demandará varios meses en recuperarse, dada la escasa disponibilidad en el mercado local de los equipos requeridos para fracturar los pozos y sus servicios asociado

“La producción perdida por estos retrasos demandará varios meses en recuperarse, dada la escasa disponibilidad en el mercado local de los equipos requeridos para fracturar los pozos y sus servicios asociados. Además existirá en los próximos meses una menor producción de petróleo crudo con motivo de las restricciones y ello resultará en menos exportaciones para el país”, advirtieron.

Los equipos de perforación y fractura son contratados por las distintas compañías por un período de tiempo determinado. Cuando el contrato termina, las firmas deben cumplir contratos con otra petrolera, por lo que para muchas será difícil volver a contar con esos equipos cuando se normalice la situación. Además de YPF y Tecpetrol, también operan en la zona Shell, Vista Oil y Pan American Energy.

Está en riesgo el abastecimiento de gas para las industrias para el inviernoEstá en riesgo el abastecimiento de gas para las industrias para el invierno

“Estábamos justo en etapa de fractura y completación (cuando los pozos quedan listos para comenzar a producir luego del perforado). Las empresas de servicios petroleros cobran desde que comienzan a trabajar, y si alegamos razones de fuerza mayor para suspender los trabajos, esas compañías a su vez suspenden a su personal, lo que genera más conflicto. Pueden quebrar muchas pymes que prestan servicios al sector”, señalaron desde una de las empresas.

Si el conflicto persiste, los costos son muy altos: más importación de combustibles, más subsidios y posibles interrupciones a industrias. “Hay dos riesgos claros. Mayor importación de combustibles, tanto GNL por barco como gasoil para atender la demanda de las centrales de generación térmica. Esto impacta tanto en la balanza comercial como en los subsidios que van a crecer, indudablemente, ya que tanto GNL como gasoil son caros”, resumió el economista Julián Rojo, del Instituto Argentino de la Energía (IAE) General Mosconi.

“La variable de ajuste podría ser la industria, que compra gas directo, por precio y cantidades. Por precio, seguramente van a pagar más un precio más elevado del que venían pagando por la menor oferta. Y por cantidades, en caso de que falte gas y haya interrupciones de suministro, sería la industria a quienes le interrumpirían el servicio para mantener abastecida la demanda prioritaria”, agregó.

Según los cálculos de las empresas, el impacto en producción de gas para el invierno 2021 es de 380 millones de metros cúbicos. Son unos 25 millones de metros cúbicos por cada día que se extienda el corte, lo que equivale a USD 13 millones de dólares. El impacto en producción de petróleo para los próximos meses es de 60 mil metros cúbicos.

Esta semana, el Ente Nacional Regulador del Gas (Enargas) envió una nota al ministro de Economía Martín Guzmán, al ministro de Trabajo Claudio Moroni y al secretario de Energía Darío Martínez para que intervengan en la resolución del conflicto. “Resulta necesaria la articulación coordinada de los sectores involucrados para la adopción de medias a fin de evitar este tipo de situaciones que puedan poner en riesgo la operación normal y segura de los sistemas de transporte”. El mensaje también fue recibido por las empresas transportadoras y distribuidoras de gas. (Fuente: Infobae)

A %d blogueros les gusta esto: