Piden extremar las medidas de precaución al manipular los alimentos

Es por recordarse ayer el Día Mundial de la Inocuidad de los Alimentos, aunque, recordaron que el coronavirus no se transmite a través de la comida
El Ministerio de Salud de la Nación pidió extremar los cuidados en la manipulación de los alimentos, sobre todo evitar mezclar los crudos con los cocidos y cocinar bien carnes y huevos, más allá de que el coronavirus no se transmite en la comida.
Al recordarse ayer el Día Mundial de la Inocuidad de los Alimentos, la directora del Instituto Nacional de Alimentos, Mónica Lopez, aseguró: «Sabemos que el coronavirus no se transmite por los alimentos, pero es necesario tomar medidas de precaución en el momento de adquirirlos y en la cadena que llamamos de la granja a la mesa».
López participó hoy del reporte diario sobre Covid-19 y allí explicó que 1 de cada 10 personas se enferma por enfermedades transmitidas por los alimentos y la población más vulnerable son los menores de cinco años.
«La limpieza es la clave más importante, con la higiene de manos y la sanitización de los espacios donde se elaboran y consumen alimentos», señaló López al enumerar las principales medidas para evitar la contaminación en la comida que se consume.
Además, aconsejó consumir alimentos seguros con control sanitario y utilizar agua de red o potabilizada, además de tener precaución en la cocción de carnes y huevos y mantener los alimentos a temperaturas adecuadas.
López señaló que otra de las claves «muy importante es la contaminación cruzada, tenemos que evitar el contacto de los alimentos crudos con los alimentos cocidos».
Desde hace dos años, la Organización Mundial de la Salud decidió establecer el 7 de junio como el Día Mundial de la Inocuidad de los Alimentos «para llamar la atención e inspirar acciones que ayuden a prevenir, detectar y gestionar los riesgos transmitidos por los alimentos, contribuyendo, así, a la seguridad alimentaria, la salud humana, la prosperidad económica, la agricultura, el acceso a los mercados, el turismo y el desarrollo sostenible».
Y el llamado de atención, señala la OMS, incluye desde los gobiernos y autoridades sanitarias, hasta los productores y propios consumidores.
Según la Administración Nacional de Medicamentos, Alimentos y Tecnología Médica (Anmat), «Las enfermedades transmitidas por los alimentos (ETA) constituyen un importante problema de salud a nivel mundial. Son provocadas por el consumo de agua o alimentos contaminados con microorganismos o parásitos, o bien por las sustancias tóxicas que aquellos producen». En Argentina, según el reporte epidemiológico del Ministerio de Salud, alrededor del 40 por ciento de los brotes de ETA se producen en el hogar.
Las ETA pueden producir intoxicaciones o infecciones y sus efectos varían de acuerdo al nivel de consumo de la bacteria o toxina y el estado de salud del paciente. Las principales enfermedades transmitidas por los alimentos son la salmonelosis, shigelosis, botulismo, y la escherichia coli.
«La inocuidad de los alimentos es un asunto de todos y cuidar los alimentos es cuidar la salud», concluyó López. (Telam)

A %d blogueros les gusta esto: